VG Merina, Cebreros (Ávila) – diciembre 2021

Distancia: 12,36 km | Desnivel acumulado: 1.100 m | Tiempo: 4 h 12 min

Track subida : Cebreros – GR 10.3 – Puerto de Arrebatacapas – Cerro de la Estrella – Cañada Real Leonesa Oriental – VG Merina

Track bajada : VG Merina – El Reventón – Cañada Real Leonesa Oriental – Cerro de la Estrella – Puerto de Arrebatacapas – GR 10.3 – Cebreros

Álbum de fotos de la ruta: Javier Hernández

Sierra Merina vista desde una calle de Cebreros (Ávila)

Diciembre 2021. Cebreros nos tiene cautivados. En esta ocasión ha sido con motivo de la invitación del Club de Senderismo y Montaña Los Brajales para realizar la marcha «Subida a Sierra Merina«.

Y allí que nos hemos presentado. El cartel era muy tentador. Además de subir al VG Merina (1.318 msnm) –ya sabéis que no podemos resistirnos a los vértices geodésicos–, nos invitaban a una barbacoa en un pinar durante el regreso. ¿Quién puede renunciar del senderismo con este plan?.

Indicadores GR 10.3, PRC-3 y PRC-6

Los primeros postes indicadores nos dejan claro que Cebreros también ha apostado por el senderismo (y la bici BTT). Además se conocer que podemos seguir la variante GR 10.3 (El Barraco, Navalmoral de la Sierra y Navalosa), nos informan de otros dos caminos.

El PRC-3 Real del Norte, que coicide en un punto con la Cañada Real Leonesa Oritental y el Camino del Levante, y el PRC-6 El Valle-Los Brajales, recorriendo la zona norte de Cebreros, casi en el límite con El Hoyo de Pinares.

Peña Castrejón vista desde la subida por el GR 10.3

No hemos dejado de observar la Peña del Castrejón, lugar al que tenemos ganas de volver porque nos gustó mucho cuando la recorrimos en febrero 2019.

Fue con motivo de ver a los corredores del Cross Alpino Cebrereño por una zona bastante escarpada, entre peñascos y pinos. Aquí es donde se celebra la famosa carrera «Tía Josefa Downhill«. Se trata de una prueba cronometrada (con premio para los más rápidos), que consiste en bajar hasta el pueblo por un sendero de 3,3 km de longitud y con una pendiente del 15%. ¡Una locura para bajar corriendo!

Alfredo y Javier en el puerto de Arrebatacapas, de 1.068 msnm

Hoy el día, aunque estaba soleado, ya nos advertía de que al ir ascendiendo íbamos a tener que luchar contra el viento. No en vano este puerto tiene el nombre de «arrebata capas».

Lo que no sabíamos es que íbamos a soportar rachas de viento tan fuertes por encima de la cota 1.100 msnm. El tramo hasta el cruce con la Cañada Real Soriana Oriental ha sido terrible. Después, el pinar nos ha protegido un poco pero al seguir ascendiento el viento soplaba con mayor velocidad y fuerza. Si en Cebreros las rachas fueron de 56 km/h, imaginaros cómo hacía por estas cotas.

Vista de Cabeza de la Parra. Detrás vista de la Sierra del Cabezo

No hemos disfrutado como nos hubiese gustado al llegar a la cumbre del día, el VG Merina, de 1.318 msnm. Nos hemos hecho la foto de costumbre, un par de miradas por los alrededores y a bajar lo antes posible porque el aire era bastante molesto.

Desde aquí las vistas de Cabeza de la Parra y de gran parte de la Sierra del Cabezo son muy claras. Nos hubiese gustado disfrutar también de las vistas del embalse y del Valle de Iruelas, pero el viento nos estaba obligando a abandonar el lugar lo antes posible. ¡Ya volveremos!

Desde bien temprano, los organizadores han trabajado preparando la barbacoa

Durante la subida por la zona denominada El Reventón ya nos llegaba el humo de la leña quemada y el olor de la barbacoa. Quieras que no, te hace olvidar un poco del fuerte viento que veníamos soportando.

Y en la bajada, al adentrarnos en el pinar donde estaba todo preparado, se nos olvidó momentáneamente el frío y el vendaval. Refugiados por una gran piedra, la organización había conseguido una buena hoguera con cantidad de brasas suficientes para dar de comer a unas 150 personas.

Agradecemos desde aquí a todos los que han trabajado para que tuviésemos una excelente barbacoa preparada para tanta gente. ¡Estas cosas también crean afición al senderismo!

Fuente del Convento, con el año 2003 ¿de su construcción?

Durante toda la bajada comenté que me sonaba mucho la zona. Y no era de haberla subida por la mañana, que con tanta gente vas en fila mirando al suelo y casi no te enteras de por dónde caminas. Por eso me gustan las rutas de ida y vuelta por el mismo sitio.

La bajada me recordaba cuando Acubri y yo estuvimos por aquí en febrero 2019 y nos pedían paso los corredores en busca del famoso premio que otorgaba el descenso de la Tía Josefa Downhill. ¡Cosas de los trail runners!

Cerro del Campanario visto desde el km 101 de la N-403 (Puente de la Gaznata)

¡Hasta la próxima ruta!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s